Menu

Nada más que música – Bruce Springsteen – I

1 noviembre, 2019 - Música
Nada más que música – Bruce Springsteen – I

Todos en pie que viene el “jefe”. Y el jefe no es otro que Bruce Springsteen.

Bruce Frederick Joseph Springsteen nació en Long Branch, Nueva Jersey, 23 de septiembre de 1949, y ha pasado a la posteridad como Bruce Springsteen, cantante, músico y compositor.
Apodado The Boss, El jefe, Springsteen ha trabajado casi siempre con el grupo The E Street Band y es considerado como uno de los artistas con más éxitos de la música rock, con ventas que superan los 64,5 millones de álbumes en los Estados Unidos y más de 120 millones a nivel mundial, y un total de diez discos números uno, un registro solo superado por The Beatles

 

 

 

 

Bruce pasó su infancia y sus años escolares en Nueva Jersey y, al parecer la esquizofrenia paranoide que sufría su padre afectó su salud mental durante toda su vida, teniendo que medicarse desde 1982. Seguramente esto y otros factores hicieron de él un niño difícil, por decirlo de alguna manera.
La inspiración para dedicarse a la música le vino, creo que lo hemos dicho en alguna ocasión, cuando vio actuar a Elvis Presley en el programa televisivo The Ed Sullivan Show. A la edad de 13 años, compró su primera guitarra por 18 dólares, y a los 16 su madre consiguió un préstamo para comprarle una guitarra Kent que costaba 60 dólares, un hecho que recordaría años más tarde en su canción «The Wish». Dice la canción…
“Esa noche, en lo alto de un árbol navideño, brilla una bonita estrella, y debajo, descansa una guitarra japonesa sin estrenar…”

En 1965, tocaba la guitarra y cantaba en un grupo The Castiles, en el que posteriormente asumiría también el papel de vocalista principal y fue durante este periodo, cuando a Springsteen se le empezó a llamar «The Boss» debido a su costumbre de cobrar él el cache de los conciertos y de repartirlo más tarde entre sus compañeros.
Entre 1969 y 1971, Springsteen llevó a cabo conciertos en el entorno de Nueva Jersey acompañado por una banda llamada Steel Mill. Fue entonces cuando el crítico musical del San Francisco Examiner Philip Eldwood, dio cobertura mediática a Springsteen y a su banda Steel Mill, escribiendo: «Nunca he estado tan abrumado por un talento totalmente desconocido para mi». Elwood alabó su «musicalidad cohesionada» y, en particular, señaló a Springsteen como un «compositor impresionante».
Durante este periodo de tiempo, Springsteen terminó de completar lo que más tarde sería la E Street Band.
La noche del 2 de mayo de 1972, el cazatalentos John H. Hammond se encontraba en un local del Greenwich Village donde actuaba un chico de veintidós años que se jugaba su futuro ante el representante de más peso de la mayor compañía discográfica del país, Columbia Records. El chico maravilló a todos. El productor dijo: “Quedé completamente conmocionado. Incluso más que con Bob Dylan porque Bruce tenía una integridad que te golpeaba en cuanto abría los labios”. Hammond estaba fascinado por el magnetismo de aquel trovador folk, cuya rebeldía juvenil convivía con historias melodramáticas y una sarcástica imaginería católica».
Su álbum debut, Greetings from Asbury Park, N.J., publicado en enero de 1973, se ganó el aplauso de la crítica musical, a pesar de sus modestas cifras de ventas.
De este álbum es esta canción: Spirit in the Night

El 22 de mayo de 1974, el crítico musical Jon Landau escribió, tras ver a Springsteen en un concierto: «Vi el futuro del rock and roll, y su nombre era Bruce Springsteen. Y en una noche en la que necesité sentirme joven, él me hizo sentir como si escuchara música por primera vez». Landau se convertiría mas tarde en el representante y productor musical de Springsteen.
A pesar de contar con un pastón para sacar adelante este nuevo proyecto, Springsteen comenzó a estancarse en el estudio. Esta sequía se prolongó 14 meses, seis de los cuales fueron dedicados a la canción que daba título al disco «Born to run». Durante este tiempo, Springsteen se sentía frustrado, y decía que escuchaba «sonidos en su cabeza» pero que no era capaz de explicárselos al resto de músicos. La ayuda le vino de la mano de Steve van Zandt, que le ayudó a organizar esos sonidos, y acabó incorporándose al elenco de la E Street Band.
Por cierto, al Sr. Steve le reconoceréis por ser el brazo derecho de Tony Soprano. El capo de la familia Soprano.
Esto es “Born to run”, “Nacido para correr”.

Con la publicación de Born to Run el 25 de agosto de 1975, Springsteen obtuvo por fin el éxito que tanto estaba buscando.
Llegó el éxito pero también los problemas. Un pleito con su anterior representante, Mike Appel, mantuvo a Springsteen fuera de los estudios de grabación durante dos años, momento que aprovechó para embarcarse junto a la E Street Band en una extensa gira por Estados Unidos como promoción de Born to Run.
A pesar de su optimismo habitual, las nuevas canciones que comenzó a componer y a estrenar ocasionalmente en directo tomaron una dirección más sombría. Superado el litigio con Apple en 1977, quien renunció a la posesión de los derechos de las canciones de Springsteen y a su labor como representante a cambio de una compensación económica, Springsteen volvió nuevamente al estudio, en el que las sesiones de grabación dieron como resultado un álbum que se llamó algo así como Oscuridad en las afueras de la ciudad. Musicalmente, el álbum supone un punto de inflexión en la carrera de Springsteen, dando cabida a canciones más ligeras y mejor preparadas en las que se reflejaba la creciente toma de conciencia política y moral de Springsteen y en las que el músico describía historias de lucha y supervivencia protagonizadas por individuos que vivían al margen del sueño americano.
De este álbum es Badlands.

A finales de los 70, Springsteen había ganado la suficiente reputación como compositor para brindar canciones a otros grupos. En este sentido, Manfred Mann’s Earth Band alcanzó el número 1 en las listas estadounidenses con una versión de «Blinded by the Light».

Por su parte, Patti Smith también alcanzó el puesto número 13 en las listas con una versión de la canción inédita “Because the Night”.

En septiembre de 1979, Springsteen y la E Street Band se unieron al colectivo anti-nuclear Músicos Unidos por la Energía Limpia en dos conciertos ofrecidos en el Madison Square Garden de Nueva York.
Y es que Springsteen siempre ha sido un tipo comprometido y una muestra de este compromiso es su doble álbum The River. Todas las letras de este trabajo contienen temáticas relacionadas con los problemas que en ese momento tenía la clase obrera estadounidense.
Este disco, que se grabó en 1980, le proporcionó finalmente su primer sencillo de éxito, «Hungry Heart»..

The River es su quinto álbum de estudio. El álbum, grabado en los estudios Power Station de Nueva York entre marzo de 1979 y agosto de 1980, fue el primer gran éxito comercial de Springsteen al alcanzar el primer puesto en la lista de discos más vendidos de varios países, entre ellos los Estados Unidos y Canadá. Desde su publicación, The River ha sido certificado como quíntuple disco de platino, convirtiéndose en uno de los discos más vendidos del músico.
El 8 de noviembre de 2009, antes de interpretar The River al completo en concierto, Springsteen comentó: «The River fue un disco que abrió una especie de puerta de entrada a parte de mis composiciones futuras. Fue un disco hecho durante una recesión, tiempos duros en los Estados Unidos. La canción que le da nombre la escribí para mi cuñado y mi hermana. Mi cuñado estaba en la industria de la construcción, perdió su trabajo y tuvo que luchar duro a finales de los 70, como mucha gente hoy en día. Fue un disco en el que empecé a abordar el tema de los hombres, las mujeres, las familias y el matrimonio.

En este álbum hay un montón de joyas que no podemos dejar de oír, como este Out in the Streets.

Vamos a despedirnos por hoy de Bruce Springsteen con otro corte de este álbum, Sherry Darling, en el que podremos apreciar el maravilloso saxo de Clarence Clemons, tristemente desaparecido.

Bueno amigos radioescuchas, como siempre, un poco atropellados, acabamos el programa de hoy. Seguiremos hablando de nuestro buen amigo Bruce en una segunda entrega. Hasta entonces, … Buenas Vibraciones.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.